El desglose actual de los Presupuestos Generales del Estado no permite saber qué parte de las cuentas de los ministerios de Defensa (Guardia Real), Interior (seguridad), Exteriores (viajes), Presidencia (protocolo, funcionarios) y Administraciones Públicas (parque móvil) se destinan al mantenimiento de la Casa Real. Y tenemos que conformarnos con las migajas.

El Ministerio de Defensa ha publicado hoy la licitación del suministro de heno de hierba para los caballos de la Guardia Real y la Academia General Militar. La empresa adjudicataria cobrará hasta 155.000 euros por este servicio durante 2013. El grueso del contrato se concentra en la unidad equina de la Guardia Real, que necesitará 700.828 kilos de heno durante este año, lo que supondrá un gasto de 138.764 euros, según establecen los pliegos. El lote de la academia militar, mucho menor, es de 16.236 euros por 82.000 kilos de suministro.

La Guardia Real está formada por los miembros del ejército al servicio de la Corona y participan además, entre otros actos protocolarios, en la entrega de credenciales de los embajadores en España.

Este es uno de los pequeños gastos que comporta la Casa Real y que sí podemos conocer gracias a la publicación de las adjudicaciones, como ocurre con los 128.000 euros que gasta Presidencia en la decoración floral las cenas de gala reales. Otra partida a sumar el gasto, mucho más importante, sale de los presupuestos generales de Baleares: la comunidad autónoma gastará en 2013 más de 1,7 millones de euros en el mantenimiento y limpieza del Palacio de Marivent, residencia estival de la familia real, en Palma de Mallorca.

La falta de transparencia en casi todos los gastos derivados a otros ministerios impide conocer cuál es el coste real de la monarquía para el erario público, pero lo que sí está claro es que la cifra final está muy alejada de los 7,93 millones de euros que consignan directamente las cuentas de 2013 a la Casa Real.

Buenos días.