El BOE de hoy recoge una orden que deja sin efecto la pérdida de condición de funcionario de Fermín Javier Sánchez Agurruza, firmada en mayo de 2015 a propuesta del Gobierno de Navarra. La sanción por abandonar sin aviso ni justificación las clases de francés que impartía colegio público de Urdax-Zugarramundo (Navarra) en febrero de 2014 queda ahora en tres años de suspensión de empleo y sueldo.

Sánchez Agurruza fue condenado en los años 90 en Francia a 10 años de cárcel por pertenencia a banda terrorista. Pasó ocho años en prisión en el país vecino y un tiempo más en España, hasta que la Audiencia Nacional decretó su libertad en mayo de 2003. Unos años después, se convirtió en profesor de francés, puesto que abandonó en febrero de 2014.

Tras su desaparición en 2014, la Audiencia Nacional le intentó seguir la pista en Francia, puesto que consideraba que era uno de los líderes de Ibil, una escisión abertzale que, según publicó entonces El Mundo, pretende que ETA vuelva a la lucha armada. Posteriormente, Europa Press informó de que ETA le había pedido que volviera a España y abandonara su plan de intentar movilizar esa corriente crítica.

La marcha atrás en la pérdida de su plaza es consecuencia de una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Navarra. El profesor recurrió en 2015 la decisión del Gobierno navarro. Las juezas consideran que no tuvo la oportunidad de ser oído -se infringió su derecho a la defensa- cuando la sanción subió de tres años sin empleo y sueldo a la pérdida de plaza, por lo que anulan la pérdida de condición de funcionario y en tres años podrá volver a dar clase.

Buenos días.