El BOE de hoy recoge un Decreto Ley que, además de poner en marcha algunas ayudas a la cultura afectada por la crisis sanitaria, levanta la suspensión de plazos de los contratos públicos y permite, siempre que sea vía electrónica, poner en marcha nuevas licitaciones. Entra en vigor este jueves 7 de mayo.

Así, levanta el freno a la contratación pública que se puso en marcha con la declaración del estado de alarma, el pasado 14 de marzo. Y los contratos que estuvieran en vigor entonces podrán seguir ejecutándose, además de poner en marcha nuevos.

Además, modifica algunas de las medidas introducidas por ese parón en el Decreto Ley del 17 de marzo. Por un lado, permite que en contratos de suministros o servicios sucesivos que tengan que indemnizarse por el parón se permita un anticipio a cuenta.

La norma de mediados de marzo permitía además que, en los contratos de concesiones, se reestableciera el “equilibrio financiero” de las empresas pese a la paralización, lo que significaba que, para que tuvieran similares ingresos que los previstos, se pudiera aumentar el precio o el tiempo de la concesión, en este caso hasta un 15%. Lo que hace el Decreto de hoy es que esto se aplicará solo a la parte afectada de forma efectiva, no a todo el contrato, y tras la comprobación por parte de la administración pública de la afectación.

Buenos días. Y cuídense.