El BOE de hoy recoge la nueva y, si se cumple lo anunciado, última prórroga del estado de alarma y su autorización por el Congreso. Así, durará hasta la medianoche entre el 20 y el 21 de junio. Eso sí, dejará de tener efecto antes en aquellas comunidades que pasen a la nueva normalidad durante las próximas dos semanas.

La novedad más importante de la nueva prorroga es que los presidentes autonómicos pasan a ser autoridad competente delegada junto al Ministro de Sanidad. Así, los presidentes de las comunidades autónomas podrán decidir sin necesidad de consultar con el Gobierno qué medidas modifican, aprueban o eliminan en las zonas en fase 3. Con una excepción: por el momento no podrán permitir la circulación más allá de su territorio. Así, podrán permitir el tránsito entre provincias pero no hacia otras comunidades, algo que solo puede permitir el Gobierno.

Además, las comunidades autónomas recuperan el control de sus policías y agentes de protección civil y, lo más importante, podrán decidir cuándo se acaba la fase 3, decae el estado de alarma en sus territorios y pasan a la llamada nueva normalidad. Eso sí, deberán hacerlo “con arreglo a criterios sanitarios y epidemiológicos”.

Esta nueva prórroga establece, además, que la superación de la fase 3 de la desescalada supondrán que queden sin efecto las medidas derivadas de la declaración del estado de alarma, una vez la zona de desescalada pase a lo que se ha venido a llamar la nueva normalidad. Así, una vez finalizada esa última fase, no aplicará el estado de alarma en esas zonas.

Buenos días. Y cuídense.